La financiación privada del Tercer Sector

by
Heart Hands Means Valentine's Day And Child By Stuart Miles in Freedigitalphotos.net

Heart Hands Means Valentine’s Day And Child By Stuart Miles in Freedigitalphotos.net

No contamos con información detallada sobre los fondos privados que reciben las entidades del Tercer Sector, pero sí está disponible la información que la Agencia Tributaria publica sobre las donaciones a entidades sin fines de lucro que los declarantes del impuesto de la renta de las personas físicas (IRPF) y el impuesto de sociedades han presentado para efectuar las deducciones fiscales que les corresponden. Esta información no permite diferenciar al tipo de organizaciones ni tampoco conocer la cantidad total donada, especialmente en el caso del IRPF, porque existen unos límites muy estrictos y, en muchos casos, las personas no pueden deducirse la cantidad total o una parte debido a que se superan los límites para aplicar las deducciones posibles. En todo caso, es una aproximación bastante adecuada para conocer la incidencia de las contribuciones monetarias a las entidades no lucrativas desde la perspectiva fiscal.

En las tablas siguientes aparecen los datos sobre el IRPF desde 2005 hasta 2010, último año disponible. En la tabla 14 se detalla, para dicho período, en diez tramos de renta, la evolución del porcentaje de declarantes de donaciones a entidades sin fines de lucro sobre el total de declarantes. En la tabla 15 se observa la evolución de la cantidad de dinero donada para el total de las declaraciones y en porcentaje por tramos de ingresos.

Capitulo-4-Tabla-14-Tercer-Sector

Capitulo-4-Tabla-15-Tercer-Sector

Con respecto al porcentaje de declarantes, hay que destacar que se ha producido un aumento de las personas que declaran donaciones en el impuesto sobre la renta. En 2005, el porcentaje era del 10,49%, mientras en 2010 ascendía al 13,09%. Este incremento se produce en todos los tramos de renta, excepto en los tres primeros.

Los importes donados permiten afirmar que se ha producido un crecimiento de la cantidad total. Este aumento se debe especialmente al incremento en los tramos intermedios de 21.000 a 30.000 euros y de 30.000 a 60.000 euros.

En cuanto al impuesto de sociedades, se puede analizar la evolución del porcentaje de declarantes de donaciones a entidades sin fines de lucro sobre el total de declarantes y la de la cantidad de dinero donada para el total de las declaraciones y en porcentaje por tramos de ingresos.

Con respecto al porcentaje de empresas que realizan donaciones, hay que destacar que se ha producido un incremento de las que declaran donaciones en el impuesto de sociedades (tabla 16). Pero es más llamativo que este porcentaje fuera del 0,401% en 2005 y aumente al 0,501% en 2010. Prácticamente se puede afirmar que la mayoría de las empresas españolas no realizan donaciones a las entidades sin fines de lucro.

Capitulo-4-Tabla-16-Tercer-Sector

Con respecto a la evolución de las cantidades donadas, se observa que hay un incremento de 2005 a 2010 y una gran disminución en 2008 (tabla 17). Se puede afirmar que había una tendencia creciente hasta 2007 que se truncó claramente.

Capitulo-4-Tabla-17-Tercer-Sector

Por último, en el gráfico 10 se compara la evolución de las donaciones en el impuesto sobre la renta de las personas físicas y en el impuesto sobre sociedades. Se observa una clara tendencia positiva en el primero. En el caso de las empresas, se produce una fuerte disminución de 2007 a 2008 y un pequeño incremento para los años 2009 y 2010.

Gráfico 10 – Evolución del importe de las donaciones a entidades sin fines de lucro en el impuesto sobre la renta de las personas físicas y en el impuesto de sociedades. 2005-2010

G10

Fuente: Elaboración Fundación Encuentro a partir de datos de la Agencia Tributaria.

Este breve análisis de las aportaciones privadas, de personas y empresas, a las entidades no lucrativas permite destacar que el 13,09% –hay que recordar que la cifra del porcentaje de voluntarios era alrededor del 16%– de las personas declarantes realizan donaciones a las entidades no lucrativas, frente al 0,5% de media de las empresas declarantes del impuesto de sociedades. Sin embargo, hay que matizar que este porcentaje llega al 25% para el segmento de las empresas más grandes. Aunque la cifra de personas que realizan donaciones es baja, en el caso de las empresas es casi anecdótica, por no decir inexistente.