El gasto en transporte en el presupuesto familiar

by

El gasto en transporte supone un 12% del presupuesto familiar medio, casi tanto como la alimentación, sólo superados por el gasto en la vivienda (gráfico 33). La media del gasto en transporte por hogar es de 3.530 euros anuales. Sin embargo, este coste ha ido reduciéndose en los últimos años por efecto de la crisis, del 14,7% al 12%, aunque sólo ha afectado al capítulo de la compra de vehículos. Los gastos por el uso del coche y del transporte público han permanecido constantes (gráfico 34).

Gráfico 33 – Gasto medio por hogar por grupos de gasto. En porcentaje. 2011

Transporte-G33

Fuente: Elaboración Fundación Encuentro a partir de INE (2012): Encuesta de presupuestos familiares 2011.

Uno de los factores que determinan el gasto en transporte es el tamaño de la población, ya que en las más grandes el gasto es claramente menor, sobre todo en los gastos por el uso del coche, debido a una mejor oferta de transporte público, como se pone de manifiesto en el gasto en servicios de transporte. También, por la misma razón, el gasto en la compra de coches es claramente superior. Los habitantes de las ciudades más grandes necesitan en menor medida tanto tener coche como utilizarlo. En este sentido, se puede decir que la sostenibilidad crece con el tamaño de ciudad (gráfico 35).

Gráfico 34 – Evolución del gasto medio por hogar en transporte por subgrupo de gasto. En porcentaje del gasto medio por hogar total. 2006-2011

Transporte-G34

Fuente: Elaboración Fundación Encuentro a partir de INE, Encuesta de presupuestos familiares, varios años.

En el mismo sentido, cabe constatar –según datos del Observatorio de la Movilidad Metropolitana– que en las ciudades con más renta se usan más los modos sostenibles (transporte público, andar y bicicleta) con una menor utilización del coche, contrariamente a lo que cabría suponer. Esto se debe a que estas ciudades tienen una mejor oferta de transporte público y también a que ha aumentado la conciencia de apostar por la calidad del espacio urbano: prioridad peatonal, restricciones al coche, etc.

Gráfico 35 – Gasto medio del hogar en transporte según subgrupo de gasto, tamaño del municipio de residencia y densidad de población del municipio de residencia. En porcentaje del gasto total del hogar. 2011

Transporte-G35

Fuente: Elaboración Fundación Encuentro a partir de INE (2012): Encuesta de presupuestos familiares 2011.

Por lo tanto, el transporte, además de absorber gran cantidad de fondos públicos para la construcción, el mantenimiento y la operación del transporte, también supone una parte fundamental del gasto familiar, detrás del dedicado a la vivienda y la alimentación, dos necesidades básicas. Todo indica que el transporte es otra necesidad para la sociedad.

A pesar de que la actividad de desplazarse resulta fundamental en el desarrollo de nuestra vida, la participación del transporte en el presupuesto de las familias se ha reducido con la crisis, debido a que se compran menos coches, ya que los españoles se siguen gastando lo mismo en el uso de sus vehículos y en transporte regular, aunque cada vez utilizan vehículos más antiguos.

Por otra parte, la asociación entre el uso del coche y el estatus social está cambiando: las ciudades más ricas son las que presentan porcentajes más bajos de uso del vehículo privado, en parte gracias a la calidad de sus sistemas de transporte público, pero también a una nueva cultura de movilidad. Se percibe un cambio, una apuesta por ciudades más vivibles, con menos ruido y contaminación y donde el peatón tiene su espacio. Ciudades que no sólo ofrecen alternativas al coche, sino que también restringen su circulación con medidas como el cobro por aparcar o reservar parte del espacio viario a otros modos más sostenibles.