Aumenta la desigualdad de renta entre las familias

by

La Encuesta Financiera de las Familias de 2008 muestra que la riqueza neta mediana de las familias rompió ese año la senda de crecimiento que venía siguiendo (véase la tabla adjunta). Ésta había aumentado un 5,3% entre 2005 y 2007. De 2007 a 2008 se produjo un drástico descenso que redujo en un 6,1% la riqueza neta mediana de las familias de 2005 a 2008. En términos absolutos, el Banco de España estableció la riqueza neta mediana de las familias españolas en 178.300 euros en 2008 (euros del primer trimestre de 2009 en todos los casos que vamos a citar), lo cual significa que la riqueza neta de la mitad de las familias españolas estaba por debajo de esa cantidad y otra mitad alcanzaba cifras superiores. En 2005 dicha mediana estaba en 189.800 euros. Hay que tener en cuenta que la progresión desde 2002 a 2005 había sido muy acentuada, ya que la mediana en 2002 se situaba en 113.100 euros.

Evolución de la riqueza neta (1) mediana (2) y media de los hogares por características de los hogares. En miles de euros constantes del primer trimestre de 2009. 2002-2008

Riqueza neta mediana
Riqueza neta media
EFF 2002
EFF 2005
EFF 2008
% de variación 2005/08
EFF 2002
EFF 2005
EFF 2008
% de variación 2005/08
Percentil de renta
   Menor de 20
59,3
99,6
113,7
14,2
86,1
138,2
138,0
–0,1
   Entre 20 y 40
92,7
129,9
135,6
4,4
117,3
167,9
175,4
4,5
   Entre 40 y 60
102,0
167,4
160,3
–4,2
136,7
208,7
218,1
4,5
   Entre 60 y 80
134,8
226,4
210,0
–7,2
189,2
282,3
286,5
1,5
   Entre 80 y 90
182,7
285,7
264,3
–7,5
249,0
391,6
359,7
–8,1
   Entre 90 y 100
306,6
441,3
463,4
5,0
506,0
770,5
858,8
11,5
Edad del cabeza de familia
   Menor de 35 años
61,8
78,8
74,4
–5,6
99,6
137,6
137,6
0,0
   Entre 35 y 44 años
105,5
176,6
154,7
–12,4
147,8
219,5
202,7
–7,7
   Entre 45 y 54 años
148,4
243,3
203,4
–16,4
234,2
352,0
335,3
–4,7
   Entre 55 y 64 años
144,2
260,4
271,7
4,3
258,0
441,8
432,0
–2,2
   Entre 65 y 74 años
118,8
197,2
198,8
0,8
181,5
259,6
328,9
26,7
   Mayor de 74 años
88,5
146,8
153,2
4,4
141,8
216,6
266,6
23,1
Situación laboral del cabeza de familia 
   Empleado por cuenta ajena
108,9
168,7
162,0
–4,0
154,0
226,0
222,1
–1,7
   Empleado por cuenta propia
217,3
396,3
308,2
–22,2
392,1
663,5
638,0
–3,8
   Jubilado
120,0
203,1
211,0
3,9
184,5
263,5
330,8
25,5
   Otro tipo de inactivo o parado
71,4
117,4
118,2
0,7
111,9
190,8
183,7
–3,7
Educación del cabeza de familia              
   Inferior a Bachillerato
96,1
156,2
148,0
–5,2
138,1
206,8
204,7
–1,0
   Bachillerato
127,4
194,1
194,3
0,1
191,6
290,5
299,6
3,1
   Estudios universitarios
184,8
309,0
298,6
–3,4
331,5
486,3
554,6
14,0
Total
113,1
189,8
178,3
–6,1
181,5
275,9
285,8
3,6

(1) La riqueza neta se define como el valor total de los activos (reales y financieros) menos el importe de las deudas. No se incluye el valor de los automóviles u otros vehículos. (2) La riqueza neta mediana es el valor que una vez ordenados de menor a mayor las rentas divide la distribución en dos partes iguales.
Fuente: Banco de España (2010): “EFF2008: métodos, resultados y cambios desde 2005”, en Boletín económico, diciembre, p. 30-64.

Si bien el resultado al comparar el período 2005-2008 es de descenso generalizado, hay que señalar que esa reducción no se produjo en todos los sectores de las familias españolas: las que tenían mayor riqueza siguieron aumentándola (5%) entre 2005 y 2008.

Las desigualdades entre las familias se han disparado. Si se observa la riqueza neta media de los hogares según el percentil de renta, la del percentil de renta menor de 20 era de 86.100 euros en 2002 y se incrementó hasta 138.200 euros en 2005, un aumento del 60,5%. En 2008, sin embargo, se estancó en 138.000 euros. Por el contrario, la riqueza neta media del percentil superior –entre 90 y 100– no ha cesado de crecer: su riqueza neta media era de 506.000 euros en 2002, de 770.500 en 2005 y de 858.800 en 2008. La diferencia de 632.300 euros entre el percentil inferior y el superior en 2005 se amplió en 88.500 euros en 2008, al situarse en 720.800 euros. Mientras que en el percentil inferior se estancaba su riqueza neta media, en el superior aumentaba en un 11,5%. No obstante, si se analiza en conjunto el intervalo 2002-2008, la riqueza neta media del percentil menor de 20 creció un 60,3% (de 86.100 a 138.000 euros), no muy alejado del 69,7% del percentil entre 90 y 100.

Si se observa la evolución de las familias según el nivel educativo del cabeza de familia, la riqueza neta media de los hogares cuyo cabeza de familia tiene estudios inferiores a Bachillerato se redujo en el período 2005-2008 de 206.800 a 204.700 euros, después de haber aumentado notablemente desde 2002 (138.100 euros). En cambio, en los hogares encabezados por universitarios no dejó de crecer en todo el período: 331.500 en 2002, 486.300 en 2005 y 554.600 euros en 2008. La riqueza neta media en los hogares en los que el cabeza de familia tenía un nivel educativo equivalente a Bachillerato creció también en todo el intervalo temporal analizado, pero a un ritmo menor: 191.600 euros en 2002, 290.500 en 2005 y 299.600 en 2008. Los porcentajes de variación entre 2005 y 2008 permiten atisbar los primeros impactos de la crisis: los hogares encabezados por una persona con un nivel inferior al Bachillerato ven reducirse su riqueza neta media un 1%, mientras que la de los que tienen Bachillerato la ven aumentar en un 3,1%, lejos del 14% de incremento de los hogares cuyo cabeza de familia tiene estudios universitarios.

Al estudiar el ciclo de vida, se aprecia que los hogares encabezados por mayores de 64 años son los únicos que presentan un aumento de su riqueza neta media entre 2005 y 2008: el 23,1% en los hogares encabezados por mayores de 74 años y el 26,7% de aquellos cuyo cabeza de familia tiene entre 65 y 74 años. Los hogares más jóvenes siguen con la misma riqueza neta media, 137.600 euros. Las familias encabezadas por una persona entre 35 y 44 años han visto menguar su riqueza neta media en un 7,7%, los del intervalo de 45 a 54 años en un 4,7% y en un 2,2% los que tenían entre 55 y 64 años.